Envejecimiento cutáneo: modificaciones en la epidermis

ENVEJECIMIENTO CUTÁNEO: MODIFICACIONES EN LA EPIDERMIS

La epidermis al estar en contacto directo con el medio ambiente se ve especialmente expuesta a los factores externos (sol, frío, viento, contaminantes…etc.)

Los cambios más significativos son:

-          Adelgazamiento progresivo, debido a una disminución de la renovación epidérmica, este adelgazamiento es mayor en la capa espinosa y, por el contrario, se acompaña de un aumento del estrato córneo en la piel expuesta al sol. Se observa una disminución en la cohesión de los corneocitos y el consiguiente aumento de la descamación.

-          Disminución del número de melanocitos funcionales con la consiguiente disminución de la protección frente al sol.

-          Aplanamiento de la unión dermoepidérmica. La unión dermoepidérmica aparentemente no sufre cambios en su estructura pero con la edad tiende a aplanarse. La cohesión entre la epidermis y dermis resulta deficiente, d manera que la piel se hace más vulnerable a los traumas y presentan una mayor facilidad para la formación de ampollas.

-          Disminución del número de células de Langerhans, y, por tanto, alteración de la capacidad de respuesta inmune.

Todas estas alteraciones producen cambios en las propiedades de la epidermis:

  • Función barrera: a pesar de conservar su principal función de protección, su permeabilidad está aumentada, la penetración es más fácil.
  • Inmunidad: la disminución en el número de células de Langerhans conlleva una alteración de la respuesta inflamatoria y un aumento de la reactividad frente a determinados estímulos.
  • Aumenta el tiempo de cicatrización, ya que existe un enlentecimiento de la renovación celular.
  • Disminución del pH hacia la acidez, con una menor resistencia frente a los álcalis y de la capacidad para neutralizar ácidos.
Mikel García | 17/10/2016

leave a reply

  • Name*

    Email*

    Comment*